6 consejos para profesionistas que deberías ignorar

0

Puedes estar agradecido por la buena voluntad de tus compañeros de ayudarte a tomar decisiones para tu carrera profesional, pero es importante diferenciar los consejos que se pueden seguir de los que no.

Para ayudarte a tener ese filtro, enlistamos 6 tipos de consejos que deben ser ignorados. ¡Pon mucha atención!

Pero primero, ¿cómo reconocer buenos consejos?

Los buenos consejos para tu vida profesional son dados por las personas que conocen la realidad de tu carrera, tu estilo de trabajo y cuál camino deseas tomar en el mercado. Ese tipo de proximidad es la que permite que alguien lea tu contexto para sugerir o ayudar en la toma de decisiones delicadas.

Para clasificar un consejo como bueno, también es necesario que exista un mínimo de conocimiento, aunque sea empírico. Ten cuidado con las opiniones que parecen superficiales y no tienen sentido para tu carrera.

1. “Enfócate en lo que eres mejor”

El mercado no busca profesionales que solo saben hacer una cosa: debes ser flexible y saber lidiar con las diferentes actividades que envuelven tu profesión. Aunque seas especialista en algo, es necesario tener una visión general del negocio de la empresa y buscar ser multidisciplinario.

Una buena forma de obtener ese conocimiento es observar y aprender de tus compañeros de equipo. Además del contexto anterior, ser un profesional multidisciplinario, con una visión general, hará que seas apto para ocupar cargos de liderazgo en la empresa.

2. “Miente en tu currículum y en la entrevista… ellos no lo sabrán”

Cuidado: ¡este es uno de los peores errores que puedes cometer en tu carrera!

No pienses que el reclutador no descubrirá si exageraste en algún dato en tu currículum o que inventaste tu experiencia profesional: muchas de las vacantes pasan por una rigurosa verificación. Las redes sociales profesionales serán revisadas y los jefes de las empresas relacionadas en la mentira también podrán recibir una llamada para que el reclutador sepa un poco más sobre el candidato.

Mentir sobre algo que no sabes hacer puede ser peor. El ejemplo lo más común es el dominio de lenguas extranjeras, principalmente el inglés. Ten en cuenta que puedes tener que realizar una prueba durante el proceso de selección. Otro posible escenario es acabar siendo contratado por la empresa, pero luego ser corrido cuando se enteren de la verdad.

3. ”Haz un currículum largo y muy detallado”

Como te mostramos en este link, tu currículum solo debe contener la información que sea pertinente para la vacante y la empresa en la que te estás postulando, alineado con aquello que se espera del CV de un profesional de tu sector.

Tu currículum siempre debe seguir los principios de claridad y objetividad. Si no tienes mucho que contar al reclutador, no te esfuerces por agregar cosas o extender excesivamente la información ofrecida. Revisar un currículum tarda aproximadamente 30 segundos, lo suficiente para saber si debes continuar o descartarte del proceso de selección.

4. “Cuidado de no parecer demasiado calificado, o no te van a contratar”

Existe un gran mito dentro del mercado profesional que consiste, básicamente, en la creencia de que si eres un profesional con una  gran formación académica, nunca serás contratado por ser excesivamente calificado.

Eso puede ser utilizado como disculpa por algunos reclutadores a la hora de dar un feedback negativo, justificando el motivo por el cuál no fuiste contratado.

Pero la verdad es que no perderás un trabajo por tener una fuerte institución en el currículum, una maestría u otro tipo de posgrados. Todo el conocimiento adquirido durante tu trayectoria profesional debe ser utilizado a tu favor, dejando claro a los reclutadores cuál es tu importancia.

5. “Ya tienes trabajo. Ya no actualices tu currículum, el portafolio y las redes profesionales”

Nunca se sabe cuándo llegará una buena oportunidad (o un trabajo temporal como freelancer) y es por ese motivo que debes mantener tus documentos profesionales actualizados y disponibles para los empleadores.

Así que, actualiza tu currículum y tus redes al mismo paso que avanza tu carrera profesional, agregando los proyectos realizados, las funciones ejercidas y tus aprendizajes. La construcción de tu imagen profesional debe ser continua, no solamente cuando estés buscando un nuevo trabajo.

6. “Llega primero y sé el último en salir”

Como ya comentamos en otro artículo, quedarte hasta tarde en el trabajo puede alterar tu rutina y afectar tu vida personal y, al contrario de lo que la mayoría de las personas piensa, no significa un acto de esfuerzo y dedicación.

Seguir ese consejo solo mostrará que no consigues desempeñar tu trabajo en el tiempo adecuado o que estás abarcando muchas responsabilidades sin lograr organizarte para realizarlas en tu rutina.

Existen otras formas de demostrar tu compromiso con tu jefe, con conversaciones de retroalimentación y poniendo mayor esfuerzo en tu día a día.

Comments

comentarios

Share.