Cómo destacarte y hacer la diferencia en el trabajo

0

¿Quieres hacer la diferencia en la oficina? Destacarte por puntos positivos puede ser decisivo en el momento de negociar el salario o cuando surja una promoción. Separamos consejos para ayudarte a mostrar todo tu potencial y hacer la diferencia en la empresa y tu carrera.

Ten una mayor presencia

Para destacarte necesitas aparecer. Sé más participativo y activo en tus relaciones profesionales. No pierdas oportunidad de mostrar tus opiniones e ideas en reuniones, y hasta en discusiones casuales. Así comenzaras a ser visto como una persona productiva e integrada en los asuntos corporativos.

Demuestra responsabilidad

Sé más osado y asume pequeñas responsabilidades en tu día a día. ¿Sabes cuando tu jefe o algún compañero de equipo pide un favor o necesita de ayuda con alguna tarea? Muéstrate cooperativo y ofrece ayuda sugiriendo ideas y soluciones.

Con una buena actuación en esas actividades y en tus responsabilidades cotidianas, serás visto como alguien comprometido a entregar los mejores resultados.

Sé un facilitador

Un facilitador es capaz de ayudar rápidamente en la resolución de conflictos. Está comprometido en mejorar la fluidez del trabajo de equipo y auxiliar a las personas a producir cada vez más, muchas veces es visto como un líder, aunque no sea parte de la coordinación de la empresa.

Practica tu empatía y escucha más a tus compañeros, solo así podrás sugerir soluciones y facilitar el trabajo de todos.

Crea lazos verdaderos

Ya se fue el tiempo en el que íbamos a trabajar sin importarnos nuestras relaciones. ¿Conoces a las personas de la oficina? ¿Qué te impide ser una persona cercana y amigable?

Eso es más que relaciones laborales, es ser una persona querida dentro de la oficina, proporcionando siempre un clima calmado y agradable en cada conversación.

Nunca te quedes atrás

Un profesional que vive actualizado sobre el mercado y aprende nuevas técnicas, tiende a ser más valorizado. Invierte en cursos, lee artículos y mejora tus habilidades para perfeccionar las actividades que desempeñas día a día.

Ese progreso no necesita ser un secreto: realiza pequeños entrenamiento con tu equipo, así puedes compartir lo que estás aprendiendo y colaborar en el conocimiento de todos.

Comments

comentarios

Share.